Blogia
librodearena

Presión mediática

Presión mediática Yo fui uno de los que escucharon la COPE el viernes por la mañana. Aquel día don Federico se pasó toda la mañana criticando a ZP porque "estaba claro" que era ETA la responsable de los atentados. Sus adláteres no pararon de ladrar en toda la sesión matutina lo imposible de la hipótesis del terrorismo islámico. La izquierda fue calificada como "el Este" y el ministro Acebes como paladín de la libertad de expresión y la transparencia informativa. Repito, esto sucedía el viernes por la mañana cuando ya había aparecido la famosa furgoneta, la cinta en árabe, se sabía que la dinamita (Goma2 Echo, no Titadine) no era la misma, Ótegui había dicho que no eran ellos (y algo sabrá), etc. Y nada, que no tenía relación la guerra de Irak con los antentados porque ¿qué tienen que ver los atentados de Bali (turistas occidentales), Turquía (miembro de la OTAN y aliado de EEUU en la zona) o Marruecos (Casa Cervantes) con la participación española en la guerra de Irak? Se puede ser más gilipollas pero no más insidioso. Esta gente miente, eso ya lo sabemos, pero que lo hagan encima de 201 muertos es ya demencial. Que para colmo digan que la que miente es la oposición es ya de psiquiátrico. Y claro, ahora las elecciones no son tan "legítimas", pero tampoco nadie dicen que no las quisieron posponer posiblemente porque se sabría la verdad y el resultado habría sido el mismo sino peor. Todavía queda gente, o muy cerril o muy fanática o poco informada, que cree que el gobierno no mintió. Pero don Federico no habla ni de la llamada del sindicato de policía a ZP, ni de la filtración del CNI justo cuando Acebes se empeñaba por enésima vez en que el atentado era obra de ETA, ni de la llamada de la Casa Real a Moncloa --preocupado el pobre Borbón porque esto ya pasaba de castaño oscuro--, ni las "petición" a los diplomáticos en el extranjero para que mintiesen, ni de las presiones a corresponsales extranjeros en España. Nada, de eso no dice nada. Don Federico sigue anclado en el 36, resentido, amargado y con la mala leche de los conversos. Este Torquemada de las ondas, este señor que toca el suelo con la frente cada vez que "Ansar" le hace un gesto, no es un periodista, es un sicario. Tuvo a ZP a tiro, le entrevistó, pero más suave que el terciopelo. Eso sí, una vez finalizada la llamada se puso el sayo y empezó de nuevo; hasta para esto es cobarde. Se puede ser liberal, se puede ser de derechas, pero la mentira y la calumnia no deberían permitirse tan a la ligera. La saña con la que este pobre hombre habla cada mañana es propia, esta vez sí, de aquellos agitadores que en el 36 pedían sangre en nombre de la sagrada unidad de España embutidos en sus camisas de color azul. Cambia la estética, cambian las formas, pero el fondo sigue siendo el mismo. Los posfranquistas no son demócratas, ni liberales, su radio es propiedad de la Iglesia, ésa que critica a las parejas homosexuales y abusa de niños en las sacristías. Su televisión ha sido condenada por un tribunal y sus periódicos hacen fotomontajes de, como mínimo, muy mal gusto. Ahora hablan de presión mediática. Cual señor Losantos: ¿la de la agencia EFE, la de TVE, la de La Razón, la de ABC o la de la COPE? Porque nosotros, los españoles, sí que sabemos lo que es la manipulación informativa. Nosotros sabemos lo que es que un telediario mienta, que oculte datos. Y si no ahí están los trabajadores de TVE. Vergüenza les tendría que dar salir ahora en sus tertulias con esa prepotencia que les caracteriza para seguir mintiendo. Ahí están los hechos, ahí están las grabaciones de la COPE del viernes 12 y del sábado 13. Y ahí están también los teletipos de EFE, y los telediarios de Urdaci. El pueblo no es tan tonto como ustedes creen y les ha pegado una patada. Una patada democrática en el culo del Sr. Aznar. Su “impecable” gestión económica no ha sido suficiente. Basta con que 201 españoles (para mí todos eran españoles, a diferencia del señor Aznar, para el que tienen que morir para serlo) fallecieran en 4 trenes. 201 trabajadores que no tenían la culpa de los sueños megalomaniacos de nuestro amado prócer. No somos tan gilipollas don Federico, no intente manipular usted también. No pasará usted a la historia como un buen periodista, ni Ud. ni su amigo Urdaci. Sus amos sí, pero como el gobierno más catatrófico y mentiroso de los últimos tiempos. Pensaba Aznar retirarse tras 8 años sin la vergüenza de Felipe González. Pensaba ascender al limbo de la política internacional. Pensaba que se iria sin haber perdido unas elecciones. Pero se equivocaba, esta no es su añorada España de 1812, aquí ya no gritamos “vivan las cadenas”. La Caverna sigue ahí, pero la mentira se ha descubierto.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

El maño -

Welcome al mundo blog. Enhorabuena! ;)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres