Blogia
librodearena

20 N o los extraños compañeros de viaje

 

Hoy es 20 N, una fecha con mucha historia para todos los españoles. Tal día como hoy, hace 31 años (los que tiene un servidor) moría Francisco Franco, a la sazón el dictador más mojigato del hemisferio occidental. Pero la muerte del centinela no ha sido la única coincidente con esta fecha. En 1936, en la prisión de Alicante, asesinaron a José Antonio Primo de Rivera, fundador  de Falange, tras un juicio en el que la sentencia estaba ya decidida de antemano.

Muchos autores han coincidido en que esa muerte supuso una de las últimas oportunidades de desactivar el golpe militar y acabar con la guerra que se venía en ciernes. Lo hubiera sido por muchos motivos, entre ellos porque sólo José Antonio hubiera tenido la capacidad y la autoridad para desbancar a Franco como líder de la España Nacional. Sabedor de eso, el futuro dictador desoyó la posibilidad de un cambio del líder falangista por la familia del dirigente socialista Indalecio Prieto. ¿Qué hubiera pasado en la España sublevada con un José Antonio? Sabido es que el dirigente falangista preconizaba una revolución nacionalsindicalista con una reforma agraria, una nacionalización de la banca y unas serie de medidas digamos que “izquierdistas”. También es conocido, por ejemplo, que Primo de Rivera despotricaba contra “los señoritos” y contra la casta dirigente española. En un discurso desde la cárcel advertía a “sus muchachos” de que no se dejaran engañar por un movimiento que los utilizase para que nada cambiase en España.

Un hecho poco conocido es que antes de su muerte, José Antonio dejó un testamento en el que planteaba la posibilidad de un gobierno de concentración nacional (con socialistas, cedistas y republicanos entre otros) para acabar con la contienda. En él se hablaba de libertad de prensa y de reunión, entre otras cosas. Quien sabe si Federico García Lorca, gran amigo del líder falangista, habría seguido vivo y protegido de la ira de los desalmados que lo asesinaron en Viznar. Hipótesis, nada más que eso, arena en el viento.

También un 20 de noviembre murió Buenaventura Durruti, dirigente anarquista. La muerte del líder ácrata todavía está envuelta en el misterio. Al parecer se le disparó su propia arma… Por la espalda y a bocajarro. Se dice, se comenta, que Durruti estaba demasidado influenciado por el PC y que lo quitaron del medio para evitar futuros problemas qure podrían haber ocasionado una escisión en el movimiento anarquista. Otra versión, mucho más fantástica, dice que a Durruti lo mataron porque quería pasarse a Falange. Ésta última teoría es de lo más peregrina, pero responde a un hecho curioso: al sector hedillista de Falange, depositarios del ideario joseantoniano, se les llamaba failangistas (con i) en el bando nacional. Curioso ¿verdad?

 

Otro 20 N con señores de bigote recortado y jóvenes de “estética skin” dando la brasa y cantando el Cara al sol. La mayoría sin tener ni pajolera idea de que el fundador de Falange y el dictador bajito, además de tener unos objetivos completamente distintos,  se odiaban profundamente. Y para más inri están enterrados juntos. La Historia hace extraños compañeros de viaje.  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Rafael del Barco Carreras -

20 N.

¡FRANCO HA MUERTO!.



Rafael del Barco Carreras.



Tenía entonces treinta y cinco años. No fue un buen año para mis negocios, y a la crisis del Petróleo arrastrada desde el 73 se añadía la muerte del Jefe del Estado, pero muy lejos suponer que en un mundo ajeno, el de la Administración Pública, en concreto en el Consorcio de la Zona Franca, gente del Régimen, totalmente desconocidos para mí, iniciaban una operación que cinco años después me retendría en prisión tres años preventivo, y condenado con la intervención de jueces franquistas y abogados corruptos a esos tres años.

Ese día alguien ordenaba extender unos talones para la compra de unos terrenos en Montornés, el actual Circuito de Cataluña. Toda la operación era una falsificación revolviendo nombres y terrenos inexistentes con otros reales pero también con falsedades de cantidad y descripciones anexas. Simplemente se liquidaban los saldos de la Institución, lo de menos la justificación contable. La muerte del Dictador aconsejaba a sus incondicionales llevárselos en crudo, ¡por si acaso!. El inmediato porvenir una incógnita, y aquel dinero, directo a Andorra. Y de tener en cuenta que en la Administración del Consorcio intervenían todas las de la Ciudad y con los mismos personajes, es más que posible que algo parecido sucediera en Ayuntamiento, Hacienda, Puerto, Diputación, RENFE, Aduanas…etc…etc…

Del primer gran engaño de aquel día me enteraría unos 30 AÑOS DESPUÉS, de ahí mi título “Barcelona 30 años de corrupción”. Los talones fechados el día DIECISIETE en realidad fueron extendidos el mismo día de la MUERTE DE FRANCO. Quien me lo contaba, añadía un socarrón “por respeto al cuerpo presente”, contestando yo, “parecido al reparto de los saldos entre los herederos velando el cadáver, fechando con anterioridad a la muerte por si los ausentes reclaman”. ¿O murió el 17?. Algunos, y no solo el secretario del CONSORCIO DE LA ZONA FRANCA, el después “huido” (el entrecomillado surge por la duda de la real “huida”) ANTONIO DE LA ROSA VÁZQUEZ, participaban en la operación. Y sobre la titularidad falsa de los talones no había problema, ni con los de nombres reales. TODOS SE COBRARÍAN a través del pequeño BANCO GARRIGA NOGUÉS, director, el jovencísimo JAVIER DE LA ROSA MARTÍ. Un desfalco de mínimo 10.000 millones, y la gran carrera al estrellato de JAVIER, el hijo de ANTONIO. De hecho el desfalco se inició antes con los edificios, naves industriales y garajes sitos en la ZONA FRANCA.

Y así escribo en 2005 mi libro “Barcelona 30 años de corrupción” editado en parte en mi web www.lagrancorrupción.com, iniciándose, tras una breve introducción…

“Fecha 17.11.75, con un volante de régimen interno se paga el primer plazo de pesetas 16.451.700.61 de un total de 258.351.755.75 a Francisca Esteve Triadó, o el mismo día 25.384.706.38 de un total de 387.524.612,63 a Francisca Gambús Ramón... alcanzando entre reales y nombres inventados 2.585.189.130.63 pesetas. Dicho y repetido, y en un caso confesado ante el juez, no recibieron esas astronómicas cifras, disparatadas entonces para terrenos rústicos…”.

Y nadie de los presentes aquel 20 N, directos, indirectos, o necesarios para el desfalco sufrió ni cárcel, ni siquiera molestias… solo quien fuera nombrado casi tres años después DELEGADO DEL ESTADO, Bruna de Quijano…el compraventa de coches Fernando Serena…y yo…

Me recuerda los expolios NAZIS acabada la guerra… pero a diferencia de los alemanes aquí los herederos del difunto se llevaron el dinero y encima IMPUNEMENTE… y todos se jubilan o mueren de viejos…millonarios…en San Gervasio, Sarriá, Pedralbes, sus fincas de la Costa… nadie se exilió…pues el propio ANTONIO DE LA ROSA VÁZQUEZ, veraneaba en CADAQUÉS, y murió a los 87 años en su cama de Barcelona… VEINTICINCO AÑOS después, tras dieciocho de supuesta “Busca y Captura”…prescritos sus delitos en otro acto judicial arbitrario, según muchos letrados, corrupto, en 1997…

¡Y yo condenado por ENCUBRIMIENTO…por conocer las procedencia de su dinero!.





¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres